Vortice polar trajo las temperaturas mas bajas en Chicago, Minneapolis y Detroit

Con las bajas temperaturas los lagos del norte se están congelando y en algunos se pueden acumular hasta 12 pulgadas de hielo. Las barredoras de nieve quedaron inactivas por la madrugada en el suroeste de Minnesota, donde las temperaturas cayeron a 29 grados Fahrenheit bajo cero. Ocho muertes se han atribuido al temporal invernal.

La brutal ola de frío ártico que ha sumido a una amplia franja del país no está lista para ceder. Después de la puesta de sol del miércoles, las bajas temperaturas desafiaron las marcas históricas en unas 40 ciudades de ocho estados en la franja del Medio Oeste, reportó CNN, siendo Chicago, Minneapolis y Detroit las más afectadas por la tormenta impulsada por el vórtice polar, Los termómetros cayeron en Chicago a menos 27 grados Fahrenheit, con una sensación térmica de 32 grados bajo cero. Minneapolis lo tuvo peor, con -26ºF con una sensación térmica de 27ºF bajo cero, mientras que Detroit estaba a 9ºF bajo cero con una sensación térmica de -35ºF.

La ola de intenso frío ártico, causada por la división del vórtice polar que ha empujado hacia el sur masas de aire gélido obligó al cierre de escuelas y negocios, y la cancelación de más de 1,600 vuelos de los aeropuertos de Chicago. También se le atribuyen al menos ocho muertes,El clima incluso provocó que el Servicio Postal de Estados Unidos suspendiera la entrega de correspondencia en Illinois, Iowa, Minnesota, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Wisconsin y partes de Kansas, Missouri, Montana y Nebraska.

Amtrak, que normalmente despacha 55 trenes desde o hacia Chicago al día, anunció que había cancelado todos sus servicios de los miércoles que involucran a la ciudad y que la mayoría de los trenes de los jueves también se pararían,Ben Deubelbeiss, meteorólogo del Servicio Meteorológico Nacional, señaló que para el viernes, la temperatura debería estar en los 20, aún por debajo de lo normal para esta época del año en Chicago, pero ya no el frío escalofriante de mediados de semana.

“Tengo dos camisas puestas, una sudadera con capucha, mi gran abrigo de invierno, una máscara facial, una gorra y aún tengo frío”, dice Gilbert González, gerente de una tienda de sándwiches en Chicago,Cientos de escuelas públicas y varias grandes universidades desde Dakota del Norte hasta Pensilvania cancelaron clases, y los residentes se resguardaron al interior cuando el Servicio Nacional de Meteorología pronosticó temperaturas desplomándose debido a una de las masas de aire más frías en años.