Científicos afirman que estamos viviendo en la Edad del Plástico

Científicos afirman que estamos viviendo en la Edad del Plástico
Científicos afirman que estamos viviendo en la Edad del Plástico

Investigadores de la Universidad de California en San Diego (Estados Unidos) sugieren que las capas de plástico presentes en los sedimentos podrían ser usadas para marcar el antropoceno, era geológica caracterizada por la intensa actividad humana, que podría incluso ser denominada Edad del Plástico. La investigación, publicada esta semana en la revista Science, se basó en el análisis de capas anuales en las costas de California que datan de 1834.

Este primer análisis detallado sobre el aumento de la contaminación plástica en sedimentos reflejó claramente el aumento de la producción de plástico en los últimos 70 años. Desde la década de 1940 la cantidad de micropartículas se duplicó cada 15 años.

“El plástico fue inventado y casi de inmediato podemos verlo aparecer en el registro sedimentario”, afirmó a The Guardian Jennifer Brandon, quien dirigió el estudio.

Fluyen libremente hacia los océanos

Los expertos creen que los residuos plásticos fluyen libremente hacia los océanos, debido a que la mayoría de las partículas encontradas fueron de fibras de telas sintéticas usadas en ropa. Eso significa que las partículas no se están eliminando adecuadamente en el hogar o en plantas de tratamiento de aguas residuales.

“Es malo para los animales que viven en el fondo del océano: arrecifes de coral, mejillones, ostras, etc. Pero el hecho de que esté entrando en nuestro registro fósil es más una cuestión existencial”, asegura Brandon.

“Edad del Plástico”

“Todos aprendemos en la escuela sobre la Edad de Piedra, la Edad de Bronce y la Edad de Hierro ¿Se conocerá esta como la era del Plástico? Es aterrador que esto sea por lo que nuestras generaciones serán recordadas”, agregó.

Un informe anterior de la Organización Mundial de la Salud advirtió que los microplásticos que contaminan el medioambiente se han detectado en agua marina, aguas residuales, alimentos, aire, lluvia e incluso en el agua potable (embotellada y del grifo). Podría haber riesgos potenciales debido a los químicos que componen estas partículas, concluyó. Fuente: RT