Miles de estorninos se coordinan para formar un impresionante pájaro gigante

Miles de estorninos se coordinan para formar un impresionante pájaro gigante
Miles de estorninos se coordinan para formar un impresionante pájaro gigante

Al llegar el invierno, algunas especies comienzan a hibernar. Otras cambian de pelaje para camuflarse con la nieve. Los estorninos, por su parte, se conglomeran en formaciones espectaculares que crean, al vuelo, ilusiones ópticas a los ojos de los seres humanos. Al caer la noche, los pájaros sobrevuelan la tierra sin razón aparente.

Diversos fotógrafos de naturaleza, como Daniel Biber y James Crombie, han caído en la cuenta de que los estorninos forman pájaros masivos en el aire al agruparse de esta manera. Generalmente lo hacen durante el ocaso, emitiendo un murmullo colectivo que desconcierta al espectador.

Estas imágenes no son estáticas. Por el contrario, cambian rápida y rítmicamente, como una masa multiforme en los altos de Irlanda, donde los encontró por primera vez Crombie. Cientos de miles de ejemplares vuelan bajo un mismo compás, dirigido por la luz y la comunicación entre los miembros de la parvada.

La capacidad de coordinación que han desarrollado estas aves ha llamado la atención de la comunidad científica. Cuando uno cambia de dirección, los demás siguen a su compañero gracias a la alta receptividad que los distingue de otros animales alados. Por esta razón, las formaciones aéreas están en constante cambio —sin que los estorninos choquen entre sí.

¿Qué significan las formaciones de los estorninos?

Los estorninos son pájaros pequeños. Su plumaje es oscuro, y se caracterizan por un vuelo veloz y ligero. Se le encuentra fácilmente en Europa occidental y en Asia, y destacan por las formaciones figurativas que logran en conjunto, al emprender el vuelo.

Para lograr esas formaciones espectaculares en el cielo, esta especie de aves se vale de dos factores fundamentales. El primero es la comunicación entre los miembros de la parvada. Por esta razón, son animales muy ruidosos. El segundo es la luz: evitan tapar zonas claras en el espacio para poder guiarse por los lomos pardos de sus compañeros.

La motivación detrás de estas formaciones tiene que ver con un mecanismo de defensa evolutivo. Para poder protegerse de los depredadores, esta especie se reúne de esta manera, alcanzando cientos de miles de pájaros en sintonía. De esta forma, es más difícil para halcones y otras aves más grandes distinguir cuál es cuál.  National Geographic en Español

¡Si te ha gustado este post, compártelo en tus redes sociales! ¡Deja tu comentario!

Siguenos en Google News
Compartir con tus Amigos:
WhatsAppFacebookTwitterLinkedIn