Los focos de incendio en Bolivia se intensifican por los fuertes vientos

Los focos de incendio en Bolivia se intensifican por los fuertes vientos
Los focos de incendio en Bolivia se intensifican por los fuertes vientos

El Gobierno de Bolivia informó este lunes que los focos de incendio en la Chiquitanía, en la región central de esa nación, se intensificaron como consecuencia de los fuertes vientos en la región.

La pasada semana, los focos de calor bajaron de los 8.000 reportados inicialmente a menos de 400, según la Agencia Boliviana de Información. Sin embargo, este fin de semana se acercaron a los 2.000, con una reactivación de los incendios en San Matías y Charagua.

“La última información de focos es que en este momento tenemos más de 1.000, acercándose a 2.000 focos de calor en toda esa región, el tema ventarrón está afectando bastante”, dijo el presidente boliviano, Evo Morales, durante una conferencia en el aeropuerto internacional de Viru Viru, en Santa Cruz de la Sierra.

Ayuda de Rusia

Este lunes, el Gobierno ruso puso a disposición de Bolivia un avión bombero, Ilyushin II-76, para ayudar a combatir los incendios. Tras agradecer al presidente ruso la ayuda brindada con la aeronave, Morales escribió en su cuenta de Twitter que el incendio en la Chiquitanía “nos duele a todos” e hizo un llamado a brigadistas, organizaciones de la sociedad civil, empresarios, ambientalistas e indígenas afectados para evaluar y consensuar un plan de recuperación.

Hasta ahora, Bolivia combate los incendios en la Chiquitanía con el Boeing Supertanker, conocido como el avión bombero más grande del mundo, además de 50 cisternas, 15 helicópteros y cerca de 7.000 bomberos brigadistas y voluntarios.

Adicionalmente, el Gobierno boliviano alquiló el ‘Chinook‘, el helicóptero más grande para apagar incendios con una descarga por viaje de 12.000 litros de agua, que se desplazó este lunes al municipio de San Ignacio de Velasco, en el departamento de Santa Cruz, para sumarse a las operaciones aéreas contra el fuego al este del país.

Hasta el sábado 7 de septiembre, el Gobierno boliviano reportó que más de 1,7 millones de hectáreas se habían quemado en la Chiquitanía, según publicó la Agencia Boliviana de Información. De esta cifra, más de un millón serían pasturas y cañaverales, y el resto, bosque. Fuente: RT

Francia envía ayuda a Bolivia para extinguir los incendios forestales