Incendios arrasan casi un millón de hectáreas de Amazonas en Bolivia

La Chiquitanía siguen ardiendo y el fuego sigue avanzando
La Chiquitanía siguen ardiendo y el fuego sigue avanzando

Al mismo tiempo que los incendios amenazan la Amazonía y se sitúan en el centro de las discusiones políticas internacionales, el fuego ha arrasado ya en Bolivia 950.000 hectáreas, según los últimos datos oficiales.

El viento y las altas temperaturas han avivado el fuego de nuevo y están complicando las labores de extinción, según ha explicado el alcalde de Roboré, Iván Quezada. “Hay puntos de peligro que ya están en una fase de descontrol y no es posible sostenerlo con cisternas o bomberos, necesitamos más ayuda”, ha dicho Quezada.

Según datos oficiales, los incendios en la Chiquitanía boliviana afectaron hasta el momento a 1.817 familias en 11 municipios y 35 comunidades indígenas.

Ante esta situación que asola los bosques de Bolivia, la Gobernación de la región de Santa Cruz, ha pedido al Gobierno de Evo Morales que acepte toda la ayuda internacional para combatir las llamas.

El secretario general de la Gobernación de Santa Cruz, Roly Aguilera, ha recordado que se ha “reavivado el fuego” en la Chiquitanía y el Pantanal y ha informado de que los incendios han aumentado durante la semana.

“Toda ayuda internacional que se pueda canalizar para venir y colaborar a esta gestión para poder salvar este ecosistema, que no solamente es fundamental para el departamento o para el país, es fundamental también para el mundo, por ello debemos aceptar el apoyo”, ha pedido Roly Aguilera.