Los líderes de las dos Coreas plantan un árbol en la frontera como símbolo de paz

Este 27 de abril, el líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, y el presidente surcoreano, Moon Jae-in, plantaron en la línea de demarcación en la zona desmilitarizada un pino como símbolo de paz y prosperidad para ambas naciones.
Los mandatarios de las dos Coreas cubrieron las raíces del pino con una mezcla de tierra, traída de diferentes partes de la península: desde el monte Paektu, localizado en Corea del Norte, y el monte Hallasan, del Sur.

“Esta tierra representa la voluntad de nuestros pueblos. Es una nueva primavera entre el Norte y el Sur”, indicó Kim Jong-un durante la ceremonia.
Además rociaron el pino con agua recogida de dos ríos: Taedong y Han, que pasan por las capitales de ambas naciones. Todo esto, de acuerdo a la idea de los organizadores, simboliza la unidad de Corea y su pueblo, y también refleja el deseo del Norte y del Sur de una futura unificación.
En una placa conmemorativa, que fue instalada junto al árbol, está grabada la inscripción: “Aquí han echado raíces la Paz y la Prosperidad”. El presidente Moon, por su parte, expresó el deseo de que “las relaciones intercoreanas crecieran junto con este pino”.

Este 27 de abril, en Corea del Sur se celebran conversaciones históricas entre los líderes de ambas Coreas.