Una serie de 20.000 sismos podría desencadenar la erupción de volcanes en Islandia

Una serie de 20.000 sismos podría desencadenar la erupción de volcanes en Islandia
Una serie de 20.000 sismos podría desencadenar la erupción de volcanes en Islandia

Más de 20.000 sismos han azotado la parte sureña de Islandia los últimos días. Los temblores tienen en alerta a los geólogos, ya que apuntan a la posibilidad de una venidera erupción volcánica, informó la Oficina Meteorológica de Islandia (IMO)

La serie de temblores tuvo inicio el pasado 24 de febrero, cuando se produjo un sismo de magnitud 5.7 cerca de la península de Reykjanes, ubicada a unos 32 kilómetros de la ciudad capital, Reikiavik. Afortunadamente, el epicentro del temblor ocurrió suficientemente lejos de las áreas pobladas de la isla como para no causar daños ni dejar heridos.

Si bien la mayoría de los miles de sismos registrados por IMO los últimos días son de magnitud baja, los reikiavikenses han sentido los temblores día tras día.

“La gente en ReIkIavik se está despertando con un sismo, otros se van a dormir con un sismo”, dijo Thorvaldur Thordarson, profesor de vulcanología en la Universidad de Islandia, a The New York Times.

El académico subrayó, sin embargo, que los capitalinos no tienen “nada de qué preocuparse”, ya que todos los sismos han sido menores y no han causado daños a la capital.

Sin embargo, debido a la actividad sísmica en curso en la península de Reykjanes, IMO ha recomendado a las personas que eviten los terrenos escarpados ya que pueden ocurrir caídas de rocas y las posibilidades de deslizamientos de tierra aumentan.

En el pasado, series de sismos como la observada ahora se registraron antes de erupciones volcánicas en el sur de Islandia, detalla LiveScience. Lo más probable es que el movimiento de magma en el encuentro de las placas tectónicas de América del Norte y Eurasia sea la causa de los temblores. Esto podría alimentar los cinco volcanes activos en la península de Reykjanes.

Thordarson aclaró que los volcanes del sur de Islandia experimentan “pulsos” de actividad aproximadamente cada ocho siglos y que el último de ellos se produjo entre los siglos XI y XIII. Es decir, según las previsiones, otro ciclo de erupciones debe ocurrir pronto.

Pero si alguno de estos volcanes explota en las próximas semanas, las erupciones serán esperadas y manejables. Al igual que los recientes sismos, estas posibles erupciones no deben representar una amenaza para los habitantes del país insular.

De acuerdo con el vulcanólogo Dave McGarvie, las erupciones en esta región de Islandia están compuestas de un tipo de roca fluida llamado basalto. Sus corrientes de lava tienen un movimiento lento y sus explosiones son suaves.

“En Islandia, se les llama cálidamente ‘erupciones turísticas’, ya que son relativamente seguras y predecibles”, subrayó el experto.

Tales actividades volcánicas no se parecerían en nada a la erupción del volcán Eyjafjallajökull en 2010. En aquella ocasión, una columna de ceniza voló a más de nueve kilómetros hacia el cielo, cientos de personas se vieron obligadas a abandonar el lugar y el tráfico aéreo europeo se detuvo durante casi una semana. Fuente: Sputnik

¡Si te ha gustado este post, compártelo en tus redes sociales! ¡Deja tu comentario!